Chan!

Entro a YouTube un rato después de haber visto mi GMail (con las cookies de ambas cuentas en el navegador) y aparece:

Linkeo de cuentas entre Google y YouTube

Y por supuesto cada vez que entro a YouTube me recomienda videos que podrían gustarme. Eso no me molesta de last.fm, de hecho es una de las razones para usarlo, pero no sé por qué me molesta de YouTube…

No falta para que un día entres a Google y aparezca un cartel diciendo:

Parece que tenés una vida. ¿No querés linkearla a Google?

Back in bussiness

Sí, en casa de herrero, cuchillo de palo.

2 caidas por culpa de la censura

Luego de una experiencia muy chota con la empresa de hosting anterior, de la cual no quiero siquiera acordarme, y luego de una migración de emergencia al nuevo hosting, InvisionArg, el sitio está online de vuelta.

Como los entes del hosting anterior no me daban acceso administrativo a nada, lo recuperé del último backup que tenía por lo que se perdió una entrada que ya voy a intentar reconstruir, y algunos comentarios justo antes de la censura suspensión definitiva incluido el de CoskiBukowski.

Estoy hasta las bolas de laburo, por lo que no le puedo prestar mucha atención a esto como debería y por eso no agilicé el trámite técnico y burocrático de la migración DNS.

Bueno, por un tiempo espero largo este sitio va a continuar sobreviviendo :grin: bloguearé desde donde pueda, en este caso el curso de GNU/Linux donde escribí el borrador (lo estoy completando el domingo).

Por ahora hay algunos glitches y quirks que tengo que arreglar, incluido un problema bastante choto con las galerías del WordPress, pero fuera de cosas tan menores, todo está andando bastante bien.

A partir de ahora continuamos con la transmisión normal :???:

Prohibir por prohibir

Estoy podrido de la censura. En cada lugar donde veo, cada cosa que escucho, cualquier cosa que se pueda decir o hacer termina censurada. Todo es borrado en nombre de la corrección política, en nombre de una supuesta sanidad intelectual que es inexistente.

Censura

A veces se puede escapar de la tijera como hizo Ricardo Galli, pasándose a otro medio o plataforma que les garantice libertad de expresión. Otros se quedan en un medio que los censura, como pasa con los Live Spaces donde a Microsoft le agarró una locura hipócrita de censurar hasta lo que anuncian, ya que no se puede mostrar ni el dibujo de una teta pero aparecen publicidades de culos en tanga y bultos en slip. Todo esto en un día.

Y antes de que toquen las doce, me encuentro viendo videos en YouTube de bandas que me gustan, y mientras veo un clip de Thursday, War all the Time (quizás la mejor canción emo de todos los tiempos) subido por la gente de Universal (que deshabilitaron el embebido para blogs) la supuesta versión MTV del video, que por lo que dice en los comentarios nunca salió al aire en MTV, veo que lo censuraron también :!:

En la canción, pasaron por la tijera la parte que dice We park these cars in our parent’s garage listen to the lullaby of carbon monoxide que traducido sería Estacionamos estos autos en el garage de nuestros padres y escuchamos el susurro del monóxido de carbono, una alusión al suicidio.

Ya sabíamos que los caretas de MTV censuran puteadas silenciándolas, y borran armas hasta el punto de volver inentendibles videos como I’m afraid of americans de Trent Reznor y David Bowie, que al no mostrar la ametralladora de Trent no se entiende cómo acribilla un taxi.

Ahora resulta que tampoco se puede decir monóxido de carbono en MTV. Entramos en nuevas zonas de la idiotez humana. Muy reveladores algunos de los comentarios del video, que traduzco.

¿No podés decir monóxido de carbono en MTV? wow, eso es gay..

¿Qué carajo? ¿no se puede decir monóxido de carbono? es sólo un elemento

El monóxido de carbono es un compuesto, no un elemento. Los compuestos deben ser demasiado complejos para MTV como para entenderlos y por eso no los pueden pasar al aire. La censura es la cosa mas absurda que haya existido.

La censura es el fascismo total de Estados Unidos

Me gusta esto, pero ¿por qué sacaron la parte del monóxido de carbono? por qué, eso es pura ignorancia, no es como si alguien de 14 años sea tan inmaduro como para estacionar su puto auto en el garage,y hacerlo.

A veces pienso que toda esta onda censora responde a una idea estúpida de que sólo es lo que se ve, si algo se borra de la vista o el oído de los demás desaparece. Si los músicos no pueden mencionar el suicidio, nadie se va a matar. Si le prohíben a Andy Chango y a Pity Álvarez cantar sobre la droga se acabaron las drogas. Si no se puede mostrar un arma ya no hay violencia :?: y si no se puede decir “puta” se terminó la prostitución.

Un hombre puede golpear a la esposa, porque si no sale en la tele no sucedió. El dolor no es real si los demás no lo perciben. Por el contrario, hablar de algo ya es un delito en sí, mas punible que el delito cometido realmente. La basura abajo de la alfombra.

Prohibido decir lo que se piensa

Prohibido usar Linux

Vía Slashdot llego a una nota de TorrentFreaks, en donde un administrador de un tracker BitTorrent pasó 5 meses preso por subir Star Wars episodio III antes del estreno a su red BitTorrent. Ahora lo dejan estar en su casa, pero tiene que tener un spyware instalado que monitorea su actividad en línea.

Esto no es tan raro, ya que es muy común que en E.E.U.U. a un violador le pongan una castración química temporal o a cualquier persona en libertad condicional le implanten un GPS para saber dónde está y que no se pueda fugar.

El problemita es que el programa espía de monitoreo anda solo en Windows, y Scott Mc Causland usa Linux Ubuntu en su PC. Como los “genios” del Departamento de Justicia yanqui no programaron una versión para Linux, ahora lo obligan a Scott a que compre una licencia de Windows (Windows Vista: USD $400 aproximadamente) cosa que él no puede hacer ya que hace casi un año está desempleado (estuvo en la cárcel desde septiembre del año pasado) y no tiene porqué instalar Windows y cambiar todos sus programas por orden judicial.

Así que ahora Scott tiene prohibido usar Internet, ya que conectarse desde su Ubuntu sería violar los términos de su probation.

Además, todos sabemos que una cosa es estar en cana y que te la ponga un negro con una tararira de 30 cm., eso es soportable, y otra cosa es usar Windows Vista y que Bill Gates te la ponga todos los días (y que encima tengas que pagar) ya que eso duele más. Esa es la verdadera condena.

Prohíban Internet

Vía Mangasverdes:

“Esperemos que el próximo movimiento en el mundo de la música tire abajo al internet. Salgamos a las calles, marchemos, y hagamos protestas, en lugar de sentarnos en casa y meternos en los blog”, destacó John, según informó la agencia alemana DPA.

El músico pidió “cerrar por cinco años el internet y ver qué tipo de arte se produce en ese período”. “Hay demasiada tecnología disponible. Estoy seguro que la música sin internet sería mucho más interesante que ahora”, continuó John.

Cuando tenés 60 años y sacás tu disco menos vendido, empezás a decir boludeces. ¿Veremos gente marchando por las calles para que cierren Internet?

Ver nota completa en La Gaceta.

Libertad, expresión, cultos y censura

La gente como yo se indigna cuando tratan de prohibir una revista, un número pelotudo (el del HD-DVD) o cualquier otra cosa que quieran censurar.

Consideramos que el derecho de expresión es absoluto, sin reservas de ningún tipo.

Paralelamente, nos reímos cuando un nene de 12 años con el cerebro lavadísimo dice pelotudeces que parecen insólitas en el siglo XXI.

Pero ese pendejo tiene el mismo derecho a decir lo que se le cante el orto que el que dibuja al príncipe cojiendo o a Mahoma con una bomba.

Además, existe un derecho a la libertad de culto, amparado por la constitución de cualquier país civilizado, aún cuando apoyen a una religión en particular como la religión oficial.

¿Cuál es la diferencia entre una cosa y la otra? Veámoslo separando de sus nombres.

Grupo 1 establece un Estado de derecho, cuyas leyes garantizan el derecho pleno de todos los ciudadanos.

El Grupo 2 se ampara en las leyes impuestas por el Grupo 1 para establecer su culto, infiltrar las instituciones del Estado (¿te suenan las palabras lobby conservador? ¿Opus Dei?) y declarar todo lo que “ofende” como “discriminación” o alguna otra cosa que suene feo, y finalmente imponer los valores que representan al conjunto de la población, incluyendo los que creen que lo que predican es basura. Así, usan el argumento de los derechos a la libre expresión y el libre culto para coartar los derechos de los demás.

Creen en algo falso, y quieren esconder las pruebas que demuestran que el hombre proviene del mono, para que nadie lo sepa, practiquen su religión o no.

Cuando el proceso está completo, las mujeres tienen que usar una burka para salir a la calle, y te meten preso por ofender al Islam en tu blog.

Aún cuando les laven la cabeza a los chicos para hacerlos creer que no vienen del mono o que es mejor morir antes de recibir una transfusión, hay que recordar que los derechos que garantiza el Estado de derecho son para todos, incluyendo los que reniegan de ellos, ya que como ellos mismos dicen, uno siempre se puede arrepentir.

¿Somos Libres?

¿Qué es la libertad? ¿Sómos libres? Te juro que no. Ni vos ni yo lo somos, y probablemente nadie que conozcas tiene verdadera libertad.

La libertad es la capacidad de actuar sin restricciones y sin estar supeditado al deseo de otro. Es hacer obra de la autodeterminación y el propio deseo de hacer (o no hacer) algo.

Nadie cumple con esto. Por tanto, nadie es libre. No somos libres de elegir nuestro propio destino. Estamos bajo el control de diversas fuerzas que coartan nuestra libertad y terminan por negarla del todo. La libertad ya no es un valor preciado por la sociedad. Sólo vemos libertad en las películas de Hollywood.

Esas fuerzas son, por supuesto, el Estado en primer lugar, con un conjunto de leyes que limitan nuestro campo de acción, el mercado que nos impone precios y costos (obligándonos a trabajar para poder simplemente vivir) y las tradiciones y costumbres religiosas, familiares, etc.

Esta negación de la libertad viene desde una época muy antigua, cuando se cambió la libertad por su valor opuesto, el orden social. Para vivir en sociedad creamos estas leyes y estos valores monetarios que nos impiden hacer lo que queremos. El control social se da de muchas formas, y la represión de las fuerzas policiales es la última barrera. Antes que ello nos encontramos con un montón de cosas que nos detienen en nuestro objetivo o deseo.

Una de las cosas es la “ofensa” de los demás. Hay gente que se ofende por todo, cada vez con mayor facilidad. Por ejemplo, si tenés ganas de no usar más ropa y salir desnudo/a a la calle la gente se ofendería y te criticarían. La sociedad como conjunto terminarían coaccionándote para que vuelvas a ponerte ropa.

Otra de las cadenas que sufrimos es el mercado. Para vivir necesitás cubrir necesidades básicas como la comida o la casa, pero la comida te la cobran y la vivienda también. Para poder pagarlas, hay que trabajar, usualmente de algo que a uno no le gusta. De modo que uno pasa 8 horas o más de su vida haciendo lo que no quiere, para luego tener un intento de hacer lo que quiere, lo cual es falso porque sólo cubiriría necesidades físicas. No es que yo quiera comer o respirar, es que necesito hacerlo para seguir vivo. Lo que uno puede hacer está dictado por reglas tácitas de mercado, reglas que dicen lo que se puede hacer y lo que no (por no ser económicamente viable).

Y por último, tenemos una gigantesca pared de impedimentos llamada Estado (sea cual sea el país donde vivas) que regula cómo tiene que vivir la gente, sin importar cómo quiere vivir esta gente.

¿Cómo podemos hacer para ser realmente libres? Y hablo de una verdadera libertad, no controlada o limitada. Hablo de hacer lo que queremos.

¿Copyright?

El tema más espinoso de todos, sin duda alguna. ¿Qué rol juegan los derechos de autor en Internet? ¿Qué derechos tiene la gente que pone cosas en Internet?

Primero quiero hacer notar que existen una cantidad enorme de variantes, para simplificar un poco los modelos a trabajar los vamos a resumir en tres:

  • Todos los derechos reservados © significa que no se puede hacer nada con la obra: ni redistribuirla, ni copiarla de ninguna forma, modificarla o usarla para otra cosa.
  • Copyleft: incluye Creative Commons, GNU GPL, LGPL, FDL, OPL, MIT, licencias públicas Apache, Mozilla, licencia artística, licencia BSD, etc. Son las que uso yo en todo lo que hago.
  • Dominio público: obras que no tienen derechos de autor o lo perdieron después de tanto tiempo (como la Biblia o el Quijote de la Mancha).

Esa capa intermedia hasta hace un tiempo no existía. Hoy es usado por la mayoría de los bloggers y programadores, y algunos músicos, cineastas y escritores. La adopción del nuevo modelo se da en ambientes más tecnológicos y menos en las artes tradicionales.

Las licencias restrictivas no lo son tanto: existen numerosas excepciones que permiten el libre uso de una obra. Sin ellas no existirían las bibliotecas, por ejemplo. Y cualquier obra que tenga derechos reservados termina cayendo en el dominio público. Los derechos se filtran hacia abajo de la lista: a medida que pasa el tiempo, la percepción de la gente se vuelve mas laxa, hasta que pasa a ser algo de dominio público (quizás porque el autor ya haya muerto). Digo la percepción, porque legalmente sigue teniendo el mismo copyright; lo cual causa un anacronismo.

Como ejemplo pongo una pila de cassettes truchos: miles de cassettes copiados ilegalmente hace 20 años ¿A quién le importa? El formato es totalmente obsoleto. Las bandas que hicieron esas canciones se separaron, y los sellos para los que habían grabado ya no existen. Es ilegal, pero ¿Y qué?

Algo similar pasa con Internet. Poner algo en Internet, con una política de copyright restrictivo “todos los derechos reservados” es algo completamente inútil. Será linkeado, descargado, copiado, crackeado, muestreado, subido de vuelta y finalmente, modificado. Lo mismo con cualquier otro medio digital, como CDs, DVDs, HD-DVDs y podemos seguir contando.

Todo lo que se produce actualmente termina en el dominio público de facto que son las redes P2P.

En una red P2P el contenido está duplicado en miles de computadoras, lo que hace imposible la aplicación de copyright.

¿Pero, qué pasa con los servicios no anónimos, como los blogs? Depende. Si yo tomo algo de otro, y lo re-publico sin mencionar el sitio original, bajo una licencia “Todos los derechos reservados” estoy incurriendo en una falta grave (y ni les cuento si además cobro por ello). Es distinto publicarlo mencionando al sitio de donde lo tomé, aún cuando ese sitio no permite tal cosa: yo cumpliría con la licencia de mi sitio (CC by-nc-sa) pero no con la del sitio del cual estoy usando el material (C).

Si naturalmente decanta hacia licencias menos restrictivas… ¿No forma parte de un proceso inevitable? Sí, pero hay gente que no lo entiende. Y hay más.

Cuando, por ejemplo, un cineasta filma una película, toda la gente que sale en ella (actores protagónicos, actores de reparto y extras) firmaron un contrato donde se comprometen a no joder con la distribución de la película. Al filmar el contrato le dan al cineasta sus derechos por la actuación.

En los videos que se ven en Internet, nadie firmó un contrato (pensemos en el de Paris Hilton) lo que los hace ilegales aún para el que filmó originalmente.

Los sitios de donde uno saca material (YouTube, Flickr, etc.) contienen fotos y filmaciones de gente que no dió su consentimiento, o directamente cosas ripeadas de otro lugar/medio. ¿Quién puede reclamar “Me usaron mi video”?

En resumen: los derechos de autor son algo inaplicable en la actualidad. Cualquiera que escriba, dibuje, pinte, programe, cante, toque o filme algo le doy este consejo. No usen licencias restrictivas, no tienen sentido, no se pueden aplicar en la práctica. Sí, va para vos David Bisbal. Dejate de joder. Usen Creative Commons o algo similar. Permitan la copia, si igualmente será copiada.

Cory Doctorow

Habrán notado el link al sitio de Cory Doctorow, y a uno de mis sitios, en particular de literatura. Amo la ciencia ficción, y es su género.

Me cuesta un poquito leer lo que él escribe, ya que está en inglés y yo solo rid inglish para manuales técnicos. Prefiero las cosas traducidas… la misma aversión que siento hacia los programas cuya interfaz está en inglés. Eso lleva, por supuesto, a la obvia contradicción de que el español también es un idioma colonialista producto de una invasión hace 500 años, pero eso es otra historia.

El asunto es que el bueno de Cory no sólo escribe sobre ciencia ficción, sino que es un genio tecnológico que antes trabajaba en la EFF, agrupación que defiende los derechos de los usuarios de informática y la neutralidad tecnológica (algo así como un GreenPeace de la computación).

Con semejante bagage, la decisión de Cory fue liberar todo lo que escribe bajo una licencia Creative Commons. Esta decisión quizás es más importante que lo que escriba en sí. Y ahora la explicación de qué es Creative Commons:

La organización Creative Commons crea licencias (y aboga por defender a los licenciados) para distribuir en forma pública contenidos de modo que el creador mantenga el copyright pero a la vez dando libertades al público para copiar, distribuir las obras, usarlas como base para otras obras, etc.

Bueno, basta de cháchara, vamos al video. Es de una conferencia que dió Doctorow en la cumbre de RedHat el año pasado, explicando por qué DRM es una mierda, entre otras cosas. Pueden bajar el video en diversos formatos.

(Linuxeros preferirán la última opción).

Un personaje para tener en cuenta. Obviamente, si quieren bajarse alguna de sus obras (disponibles en multiplicidad de formatos) pasen por su sitio oficial craphound.com y perfeccionen su inglés.

Y se preguntarán ¿De qué vive este buen hombre que regala su obra en Internet? Bueno, de la escritura, obvio. Porque regalar lo que uno hace no significa morirse de hambre. Edita en forma electrónica, pero también en formato árbol muerto papel. Y vende.

De más está decir que él es la inspiración para escribir los cuentos que yo escribo.

Ignorantes de mierda

Uy que bronca. Lean esta nota en Infobae. Analízenla. Ahora pregúntense quién es el pelotudo bruto de mierda que escribe las notas de tecnología en el diario.

Y la nota dice en dos de sus párrafos:

Se trata del sistema Qflix de la firma Sonic Solutions, capaz de añadir un código antipirateo a las copias bajadas por ordenador similar al que llevan los DVD pregrabados que se venden en las tiendas.

El código, bautizado como CSS (siglas en inglés del sistema de protección de contenido), quiere aplacar los temores de la industria del cine ante la distribución y venta legal de películas mediante internet.

CSS es content scrambling system, el algoritmo choto que traen todos los DVDs, algoritmo débil basado en la idea de seguridad a través de la obscuridad, que ya fue crackeado en 1999 por el hacker noruego Jon Johansen y compañía (algunos de ellos alemanes). Crearon el código para desencriptarlo llamado DeCSS, y es lo que traen todas las distribuciones de Linux para ver DVD y se usa en todos los programas para ripear DVD (incluso los que se usan en Windows).

¿Este es el gran invento que nos presenta Infobae? ¿No será un hoax señores? Les vendieron pescado podrido!

Infórmense antes de informar!!

PD: y dejen de chupar medias de CAPIF y otras asociaciones “anti-piratería” que lo único que hacen es difundir FUD.

Este blog funciona gracias a WordPress con el theme GimpStyle diseñado por Horacio Bella.
Entradas y Comentarios feeds. XHTML y CSS válidos.

Últimos tracks escuchados
iceman2501's L33TSig